Actualidad

Published on 25 de septiembre de 2015 | by MPG

0

Planes en Madrid para superar el síndrome postvacacional,

Si quieres leer la edición impresa pincha AQUI: Planes en Madrid, por Ángeles Vázquez

Por Ángeles Vázquez

Una de las mejores cosas que ofrece Madrid es la posibilidad de hacer algo interesante todo el año. Y eso, quieras o no, ayuda a hacer más llevadera la vuelta a la rutina que siempre supone el fin del verano. El síndrome postvacacional es más fácil de superar si en vez de darle vueltas a que ya se han acabado las fiestas de agosto madrileñas y que queda un año entero para beberte un mojito a la salud de San Lorenzo, San Cayetano y la Paloma, te centras en lo que todavía puedes hacer. En todo lo que está a tu disposición. Y en Madrid hay mucho.

Aprovechando que ahora suele hacer buen tiempo, y menos calor que en julio y agosto, te propongo varios planes. Mi preferido: charlar hasta con el diablo en el parque del Retiro. Y si es encima de unos patines mejor que mejor. A los madrileños nos gusta creer que es la única estatua dedicada al ángel caído del mundo y la tenemos situada justo a una altura de 666 metros sobre el nivel del mar. Una excusa ideal para pegar la hebra con alguien. Si somos tímidos, los patines, monopatines y bicicletas que suelen rodearla a todas horas, también pueden ayudar a interactuar con el personal. Y si eso no es suficiente, siempre puedes apuntarte a clases para aprender a hacer encima de unas ruedas eso que siempre viste con admiración y te creías incapaz.

Desde el Retiro, el barrio de las Letras está a un paso. Septiembre u octubre pueden ser ideales para acercarse a ver la casa de Lope de Vega, en la calle Cervantes, o el convento de las Trinitarias, donde pidió ser enterrado el autor del Quijote, en la calle de Lope de Vega. Durante este año el Ayuntamiento ha vuelto a ponerlo de actualidad, al tratar de identificar sus restos para confirmar lo que todos sabían, porque el propio escritor pidió ser enterrado allí al entender que a esa orden religiosa “debió principalmente su rescate” cuando estuvo preso tras la batalla de Lepanto. El barrio de las Musas o de las Letras, además, también está lleno de bares donde disfrutar de la noche madrileña.

Desde ahí, el centro de Madrid está a un paso. Y nunca está de más volver a pisar la placa del kilómetro 0 de las carreteras españolas para pedir un deseo o, simplemente, algo de suerte, con la que disfrutar del próximo destino: uno de los museos de la ciudad, las Cavas u otro parque.

Para ir de museos te voy a recomendar uno con sabor marinero, que para eso acabamos de volver de vacaciones: el Naval, en el paseo del Prado, donde podrás recorrer los barcos de la Marina española que alguna vez surcaron sus mares. Y para parque, el del Capricho, en Barajas, donde los duques de Osuna pusieron todo lo que se les ocurrió y que, para mí, es el lugar ideal para declarar tu amor a esa persona especial.

Y si eres de los que prefieres un plan concreto, el 28 de septiembre puedes acercarte a otro, el de Tierno Galván, donde está el planetario. Ese día se prevé un eclipse lunar y es muy probable que los del planetario y los voluntarios que colaboran con ellos ideen algo para que lo disfrutes con más comodidad que a simple vista. En fin, un planazo.

Tags: , ,


About the Author



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to Top ↑